Noticias y eventos

18 Diciembre 2013

ACNUR despliega equipos de emergencia adicionales en la República Centroafricana

ACNUR está enviando equipos especializados en protección y otras áreas a la República Centroafricana (RCA) ante el deterioro de la situación en el país y los nuevos desplazamientos. Los equipos de refuerzo de ACNUR han comenzado a llegar a principios de esta semana y se esperan otros en los próximos días.

Bangui

En Bangui, el equipo de ACNUR ha informado de que prosiguen los tiroteos y hay un clima de miedo generalizado. Ayer, en las afueras de Bangui, la Agencia de la ONU para los Refugiados encontró a unas 40.000 personas que se habían visto forzadas a huir de sus hogares entre el 5 y 6 de diciembre a las que ACNUR no había podido acceder anteriormente a causa de los fuertes combates. Tan sólo en Bangui, ACNUR cree que más de 210.000 personas han sido desplazadas en las últimas dos semanas.

En medio de la inseguridad y la escasez de alimentos, muchas mujeres y niños han huido de Bangui cruzando el río Oubanguipara buscar refugio en Zongo, en la República Democrática del Congo (RDC). A pesar de que la frontera está oficialmente cerrada, 1.815 personas lograron llegar hasta Zongo durante el fin de semana, elevando a 3.292 el número total de refugiados de la República Centroafricana que han llegado a la localidad congoleña desde el 5 de diciembre. Muchas de las personas recién llegadas declaran haber sido testigos de atrocidades. Asimismo, los refugiados centroafricanos han contado a los equipos de ACNUR que las personas desplazadas que han acampado en el aeropuerto de Bangui tienen previsto tratar de llegar hasta Zongo. En el aeropuerto de Bangui, ACNUR ha tenido que suspender temporalmente la distribución de ayuda humanitaria debido a incidentes de seguridad, algunos de los cuales están relacionados con la violencia sectaria.

En Bossangoa, a 400 km al noroeste de Bangui, grupos anti-Balaka saquearon tiendas y quemaron casas en la parte norte de la localidad durante el fin de semana. La zona está habitada por una mayoría musulmana. Unas 5.600 personas se han convertido en desplazados desde que se reanudaron las luchas entre antiguos combatientes de Seleka y grupos armados anti-Balaka hace casi quince días. Los nuevos desplazados se suman a los más de 4.000 que ya se encontraban hacinadas en las instalaciones del colegio Liberté. ACNUR continúa recibiendo noticias acerca de ataques contra cristianos por parte de antiguos miembros del Seleka, así como de saqueos, asesinatos y casas incendiadas. Al igual que en el colegio Liberté, desde el mes de septiembre 40.000 personas han encontrado refugio en el interior de la Iglesia Católica Romana de Bossangoa, que sigue acogiendo a más desplazados. En la Iglesia se estarían registrando tensiones entre la fuerza regional africana, conocida como FOMAC, y los jóvenes anti-Balaka, que se resisten a desarmarse. Los jóvenes están armados con aperos agrícolas y machetes, pero se niegan a entregarlos.

ACNUR está extremadamente preocupado por la presencia de elementos armadas en el interior de los lugares que están acogiendo a desplazados. La Agencia de la ONU para los Refugiados ha solicitado a las tropas francesas, apoyadas por el FOMAC, que intensifique el patrullaje en los barrios conflictivos y en los asentamientos improvisados que acogen a personas desplazadas.

Por otra parte, en la ciudad de Paoua y sus alrededores, situada a 131 km de Bossangoa y cerca de la frontera con Chad, los grupos anti-Balaka también habrían amenazado con mantener los ataques contra antiguos miembros del Seleka a menos que estos se desarmen.

En Beboura, a 30 km al noroeste de Paoua, los ex Seleka se habrían enfrentado con un grupo autodenominado Grupo de Reivindicación por la Paz (GRP) Cientos de civiles se han escondido en la selva, mientras que otros han dejado sus coches y motos en la base de FOMAC por miedo a ser saqueados.

Más de 710.000 personas se han convertido en desplazadas en la República Centroafricana desde que comenzara la actual crisis hace un año, mientras que unos 75.000 refugiados se habrían exiliado a países vecinos.

Hazte socio

Emergencia Siria, 4 millones de refugiados

          AYUDA A SIRIA


    4 Millones de refugiados

Suscríbete a nuestro newsletter

Todos los campos son obligatorios.