Noticias y eventos

01 Marzo 2016

Los ‘Puntos azules’ protegerán a los refugiados menores no acompañados

ACNUR y UNICEF lanzan los ‘Puntos Azules’, centros para reforzar la protección de niños y familias en su recorrido por Europa.

En los tres próximos meses, ACNUR y UNICEF pondrán en marcha a lo largo de las rutas más frecuentadas por refugiados e inmigrantes en Europa un total de 20 ‘Puntos azules’ o centros de apoyo especiales para menores no acompañados y familias. Estos centros les proporcionarán seguridad, así como servicios esenciales, juegos, protección y asesoramiento en un solo espacio. 

En el caso particular de los menores no acompañados, los centros también tienen como objetivo identificar y ofrecer protección a niños y adolescentes que viajan solos y reunirlos con sus familiares en la medida de lo posible, siempre en función del interés superior del menor. Los menores no acompañados o separados de sus familiares, cada vez más numerosos, corren el riesgo de contraer enfermedades, sufrir traumas y convertirse en víctimas de violencia, explotación y trata de seres humanos.

Actualmente, ya se encuentran operativos -o a punto de abrir- los primeros centros en Grecia, la Antigua República Yugoslava de Macedonia, Serbia, Croacia y Eslovenia. “Estamos preocupados por el bienestar de los niños y niñas no acompañados y desprotegidos en su recorrido por Europa, muchos de los cuales han vivido la guerra y han padecido dificultades al emprender estos viajes solos”, ha asegurado el Asistente del Alto Comisionado de ACNUR, Volker Türk. Los centros estarán ubicados en lugares estratégicos: en puntos de entrada y salida de fronteras, en centros de registro y en algunos centros urbanos estratégicos, así como a través de equipos móviles.

Mujeres y niños, el 60% de las llegadas

Los ‘Puntos Azules’ llegan en un momento en el que las mujeres y los niños representan dos tercios de las personas que están llegando a Europa: en febrero, han conformado cerca del 60% de las llegadas por mar, en comparación con el 27% en septiembre de 2015.

La identificación de menores con necesidades específicas es un desafío. En algunos países, los viajeros jóvenes fingen ser adultos para evitar que les retengan o retrasen en sus viajes, exponiéndose al riesgo de ser explotados. Durante el pasado año, más de 90.000 menores no acompañados o separados fueron registrados y solicitaron asilo o fueron tutelados en Europa, la mayoría en Alemania y Suecia.

Hazte socio

Emergencia Siria, 4 millones de refugiados

          AYUDA A SIRIA


    4 Millones de refugiados

Suscríbete a nuestro newsletter

Todos los campos son obligatorios.